Noviembre Fotográfico: una mirada a la fotografía cubana e internacional

Durante el mes de noviembre se llevó a cabo el evento “Noviembre Fotográfico”, organizado por la Fototeca de Cuba. A modo de festival, se distribuyeron por las diferentes galerías de la ciudad exposiciones fotográficas con la obra más actualizada de artistas nacionales e internacionales.

La Fototeca reservó para la apertura del evento la exposición Silencios, Secretos, Testimonios de las fotógrafas Flor Mayoral, Amparo Alepuz y Rocío Villalonga. Excelente confluencia de saberes y oficio, donde la diversidad de poéticas que generan cada una de las obras, se presentan al espectador hermanadas bajo la pesantez del silencio, del vacío, bajo la misma doble intención de desafiar y contenerse. Sitiada la institución, la muestra parece tomar vida propia y no solamente pone a dialogar en una misma sala dos trabajos tan visualmente opuestos como los de Amparo y Rocío, sino que se apodera de espacios inusitados como el patio central del edificio, para acoger rostros –conocidos o no- que, desde una de las paredes, exigen silencio (como evidencia la obra de Flor Mayoral).

En esta nueva edición de “Noviembre Fotográfico” abundaron exposiciones colectivas y bipersonales, alrededor de 25 específicamente, con un equilibrio entre las propuestas cubanas y extranjeras. De igual modo se percibió una compensación entre la presencia de reconocidas figuras del ámbito fotográfico y artistas emergentes.

Como colofón del evento sesionó, durante la última semana del mes, el coloquio de fotografía. Críticos, curadores, fotógrafos e investigadores se reunieron en esta ocasión para reflexionar, mediante charlas y conferencias, sobre los derroteros que sigue hoy el arte fotográfico en Cuba y en el mundo.

Mónica Llorente/Especialista de la Fototeca de Cuba

28 de noviembre de 2018