Gustavo César Echevarría (Cuty Ragazzone)

CUBA, 1960

ESTUDIOS:

1988 Licenciado en Historia del Arte, Facultad de Artes y letras. Universidad de la Habana

EXHIBICIONES PERSONALES: 2016 Solo miembros. Galería Collage Habana, La Habana 2015 Salpicada. Zona Franca. Complejo Morro-Cabaña. Colateral 12 Bienal de La Habana.

2013 Esa pared necesita pintura. Embajada de España, La Habana 2010 Carnalidades. Galería El Aljibe, Universidad de Granada, España 2008 Fluidos. Galería Casa Guayasamín, La Habana 2006 Pis pis, Boom boom. Galería Villa Manuela, La Habana 2005 Ensuciarte. Galería Espacio Abierto. Revista Revolución y Cultura, La Habana / Asearte. Galería Provincial de Arte, Villa Clara / Algunos hombres miran para arriba y otros para abajo. Galería Galiano. La Habana / Romerías de Mayo. UNEAC, Holguín 2004 Lugar Común. Galería Pedro Esquerré (junto al fotógrafo Abigail González). CPAV. Matanzas / Lo mismo. Espacio del complejo Morro – Cabaña. Proyecto Habana – Fusión. La Habana / CUTY 44.04 Espacio S.G.A.E. Edif. Lonja de Comercio. La Habana 2003 La Tina. Salón Antiguo. Hotel LTI Panorama, La Habana / Pequeñas Cosas. Galería Pequeño Espacio del CNAP, Consejo Nacional de las Artes Plásticas, La Habana 2002 Tocador II. Espacio Oven, Cocina y Arte, Barcelona, España / De la Habana a los Mártires. Palacete del Carmen, Alhambra de Granada, Ayuntamiento de Granada, Granada, España (junto a Jorge Perugorría) 2001 Tocador. Galería La Acacia, La Habana / MeArte en la pared (Homenaje). Galería Luis de Soto, Facultad de Artes y Letras, Universidad de La Habana, La Habana 2000 MeArte en la pared. Círculo de Bellas Artes, Lérida, Cataluña, España 1999 No usar el Baño. expo performance, único día, edif. López Serrano, Apto. 35, La Habana / Secretos de lo público y lo privado. Galería Vila Nova, Fine Arts, San Salvador 1998 Mantente en raya. Galería La Acacia, La Habana / No te apenes. Patronato Pro Patrimonio Cultural, San Salvador 1997 El coleccionista. Galería Almacén, Centro de Desarrollo de las Artes Visuales, La Habana / Sin Olor. ADAPES, Villas Españolas, San Salvador 1995 No apto para menores. Galería 23 y 12, La Habana 1994 Sexo, placer y violencia (junto al artista plástico Leonel López Nussza). Galería Amelia Peláez, La Habana 1993 Maja. Galería Arte 7, Centro Cultural Cinematográfico Yara, La Habana /

EXHIBICIONES COLECTIVAS: 2016 Asamblea. Galería Taller Gorría. La Habana 2013 Sex and the city. Galería La Acacia. La Habana 2011 El perro tiene cuatro patas pero toma un solo camino. Galería de Arte La Paloma. Madrid, España 2010 Boca Abajo. Galería La Acacia, La Habana 2009 Arte Contemporáneo de Cuba. Muestra itinerante. Nuremberg, Alemania-Amsterdam, Holanda- Bremen, Alemania 2009 Arte Contemporáneo Cubano. Exposición itinerante. Septiembre-octubre. Secretaria de Economía de México. México / Concéntrate. Exposición colateral a la 10ma Bienal de La Habana 2008 Adelante. Lloyd Registred. La Habana 2008 Arte contemporáneo en Miami. Black and White Gallery. Miami, Florida / Seis Artistas Cubanos. Hotel Parque Central 2007 Imagen, Posibilidad, Plástica Cubana. Biblioteca Nacional José Martí, La Habana / Rompecabezas. Galería Galiano, La Habana 2007 Luz de tu Ausencia (Homenaje a Celia Sánchez). Convento de San Francisco y Mausoleo José Martí, Plaza de la Revolución 2006 Subasta Habana.com expo On-line. Galería 23 y 12. La Habana 2005 ESFOTO 05. Fotografía actual de El Salvador, Centro Cultural de España en San Salvador, El Salvador 2004 Muestra de Pintura cubana itinerante por la Toscana: Campi Bisenzio, Villa Bellosguardo (antigua casa de Caruso, hoy Centro Cultural de Lastra a Signa), y en la Sala del Concilio de Lastra a Signa, Italia / CUBART – HABANATUR. Convención de Turismo Internacional. Hotel Plaza América, Varadero 2004 Zonas Francas. Galería Servando, La Habana 2003 Subasta Habana.com expo On-line. Hotel LTI Panorama, La Habana / American Perpetum Mobile. Sala Barrada. Hospitalet Barcelona España / Cinco Continentes. Galería Perforart, Barcelona 2002 XVIII Premio de Pintura. II Salón Internacional del Circulo de Bellas Artes. Sala gótica Lleida. España / Exposición Concurso por La Paz, Ayuntamiento de Gracia, Barcelona, España 2001 Pintura. Salón de la Ciudad, Centro Provincial de Artes Plásticas y Diseño. La Habana / II Encuentro de Grabado, Centro de Arte Contemporáneo Wifredo Lam, La Habana / II Salón de Arte Erótico, Galería La Acacia, La Habana /

PREMIOS Y MENCIONES: 2006 Segundo Premio Salón de Arte Erótico. Galería Fayad Jamís. Alamar, La Habana / Premio de la Asociación de Artistas Plásticos de la UNEAC (Unión Nacional de escritores y Artistas de Cuba 2002 Premios por la Paz (cinco artistas), convocado por la Galería Perforate, Espacio del Ayuntamiento de Gracias, Barcelona 1993 Premio de pintura, Salón Juan David / Premio de la crítica del Centro Cultural Cinematográfico Yara / Mención en pintura, III salón Arte 7 / Mención en Pintura, Salón 13 de marzo /

(…) No es ocioso recordar que Cuty pertenece a la generación de artistas que surgió a la superficie bajo el signo de la eclosión de lo sexual en nuestro arte, fenómeno bautizado por la crítica de “boom del falo” pero que todos sabemos que lo fue también de la vulva y de otros sitios recoletos y de sus respectivas imágenes. Visto a la distancia esclarecedora de del tiempo, se trató de una nueva forma, la del cuerpo, para catalizar hondas meditaciones sociológicas. El cuerpo devino lente de aumento para examinar la realidad social y Cuty se erigió, poco a poco, como uno de los más notables representantes de esa vocación de fisgonear el cuerpo social desde la coartada de lo sexual.

Se operó así una manera novedosa de emplear la metáfora corporal para los debates sicosociales más diversos y ponerle punto final (o contribuir a ello) a la mirada ramplona y simplificadora de ver la existencia cuasi militar o de cruzados, a la que se sometió a la población cubana por décadas, como paradigma de la vida en la Utopía. El cuerpo dejó de ser entonces la metáfora multivalente y polisémica del universo (mito artístico moderno) para convertirse en expresión del pensamiento, agitado e indócil, de los tiempos que corren.

(…) No hay obscenidad alguna en la coherente o reincidente manía representacional de nuestro artista, más bien hay culto a la belleza del cuerpo y a los enigmas eleusinos de los baños. Acaso pudiéramos llamarle fetichista si nos atenemos a Freud y aquello de que el establecimiento del fetiche se asocia a ciertos procesos en que cada hombre recuerda la detención de la memoria en fijaciones obsesivas (¿sublimación entonces?). No hay escatología tampoco, sino estetización del erotismo más sutil, entendido este como fascinación hedonista ante lo prohibido o como estimulación de la libido desde la visualidad. Y mucho menos se trata de un pornógrafo, pues como nos indica la etimología del vocablo, “escritura de o sobre la carne”, eso es lo que ha hecho el arte desde siempre; en todo caso Cuty es un moralista (Rufo Caballero lo dijo antes) que nos revela como visible lo que para muchos es innombrable o prohibido. ¿Entonces qué es este adorador del cuerpo? Simplemente un artista, un hombre senti-pensante que nos regala el fruto de sus obsesiones, un gestor de imágenes cachondas pero inconfundiblemente artísticas.

Las mujeres de sus cuadros, de casi todos, se ofrecen en una posición que se presta a diversas interpretaciones: o están listas para orinar, evitando asépticamente el contacto con la taza del inodoro, o están prestas para que las acoplen por detrás, de pie, una de las clásicas posiciones amatorias. Algunas se masturban, otras se muestran como ofrendas al desgastador, todas reinan en su espacio predilecto, el baño.

Provocador, el artista nos mantiene en la condición de voyeur, de mirón impenitente de tales escenas, pues nadie osará discutir que una mujer actuando en un baño es uno de los manjares visuales que nos depara la existencia. Desde luego, contempladas siempre desde la concepción lacaniana de que la mirada es la erección del ojo (por cierto, Miguel Ángel lo dijo mucho antes cuando hablo del juicio del ojo, una similar característica mirona).

Para este “fisgón de los flujos del alma”, como se ha autodefinido Cuty, el cuerpo es la metáfora de la vida, pero el cuerpo desnudo y actuante, vital, y siempre en ese dominio o reinado que es el baño, epicentro de tantos protagonismos de lo sexual; cuerpo femenino preferentemente (aunque aparezcan algunos hombres vestidos, meadores también, como resaltando con su vestimenta el contraste) en su apoteosis física, en su sabrosura radiante y lúdica. (…)

Cuty sigue siendo el dómine de las mujeres dentro de toilettes o waters, él se mantiene en esa altura como mago de las pulsiones escópicas perversas y de las miradas deseantes, demiurgo de sensaciones inconfesables que conforman nuestra riquísima intimidad. Por todo ello, estimulemos a nuestro artista para que no abandone ese observatorio desde el que otea, tanto al hombre del pene erecto de Lascaux, como a los baños y sus mujeres (con papel higiénico o no) de nuestro presente, ya sea orinando o masturbándose o, en todo caso, esperando…. De cualquier manera, lo que si me queda claro es que desde su peculiar Olimpo, Cuty las observa, nos observa.

Fragmentos de Desde el observatorio de Cuty, y sin papel de Rafael Acosta de Arriba