Enrique Ávila

Holguín, 1952. Reside y trabaja en La Habana /

EXHIBICIONES PERSONALES: 2015 Cruces infinitos. (bipersonal) Como parte del Encuentro con la Cultura Cubana en Villareal, Portugal / Cruces infinitos.(bipersonal) Morón de la Frontera, España / Cruces infinitos. (bipersonal) Galería Carmen Montilla. La Habana 2014 Cruces infinitos. (bipersonal). Huelva, España 2012 De todo un Poco. Sede de la Dirección Nacional de la Brigada de Instructores de Arte José Martí, La Habana / Horizontes. (bipersonal). Como parte del Encuentro con la Cultura Cubana en Villareal, Portugal 2011 Energías Ocultas.Memorial José Martí, La Habana 2010 Más Allá de lo Abstracto. GaleríaDel Monte, hotel Ambos Mundos y Palacio de las Convenciones durante la celebración del IV Congreso Iberoamericano de Cirugía Pediátrica, La Habana 2007 El Silencio de las Piedras. Galería La Acacia, La Habana / Enrique Ávila. Lecco, Italia 2005 Paisajes Ignotos. Galería Fausto, sede de la UNEAC. Holguín 2006 El Canto de las Rocas.Galería ArteSol. Ottawa, Canadá / El Canto de las Rocas.Galería Del Monte, hotel Ambos Mundos, Colateral IX Bienal de La Habana 2004 Paisajes Ignotos. Galería del hotel Paradisus Río de Oro. Guardalavaca, Holguín /

EXHIBICIONES COLECTIVAS: 2017 Presencia. Casa del ALBA Cultural. La Habana 2016 Yo tengo más que el leopardo. Memorial José Martí. La Habana 2015 Gritos del Silencio. En Zona Franca. Colateral a la XII Bienal de La Habana 2013 Soy el Amor, Soy el Verso. Casa del ALBA Cultural. La Habana / Muestra itinerante El alma ha de quemar para que la mano pinte bien. Organizada por la Sociedad Cultural José Martí. Pinar del Río 2012 Fervor por la Isla.Memorial José Martí. La Habana / Crear Dos, Tres, Muchos Che. Casa del ALBA Cultural. La Habana / De lo Vivo a lo Pinta‘o. Complejo Morro-Cabaña, colateral a la XI Bienal de La Habana 2011 Color Cuba. Villa Real, Portugal y Memorial José Martí, La Habana / Martí en la plástica II. Memorial José Martí. La Habana 2010 Sencillamente Korda. Memorial José Martí, La Habana y Villareal, Portugal / Profecía. Galería 23 y 12, La Habana y Villareal, Portugal 2008 Feria Internacional Marb Art. Marbella, Málaga 2007 Cubanías. Famagusta Gate Gallery, Chipre 2006 Arte cubano. Galería ArteSol. Ottawa, Canadá 2005 Pinturas. Dedicada a Ernesto Che Guevara Famagusta Gate Gallery, Chipre, / Caballero Andante Soy. Con motivo de la celebración de los 400 años de la obra Don Quijote. Galería Fausto de la UNEAC, Holguín 2003 Antillas en Tres Tiempos. Galería de la Escuela de Bellas Artes de Ponce, Puerto Rico / Arte Contemporáneo Cubano. Hotel Playa Pesquero. Holguín / Texturas de Luz. Memorial José Martí, La Habana y galería del hotel Armadores de Santander. Colateral a la VIII Bienal de La Habana 2002 La Realidad Otra.en la Casa de Iberoamérica. Holguín / Luz y Color. Centro de Arte de Holguín. XI Fiesta de la Cultura Iberoamericana / Extraños Paisajes. Galería del hotel Paradisus Río de Oro en Guardalavaca. Holguín / Arte Contemporáneo Cubano. Toronto, Canadá 2000 Paisajes Interiores. Centro de Arte de Holguín. VIII Fiesta de la Cultura Iberoamericana /

PRINCIPALES OBRAS EMPLAZADAS: 2013 Relieve escultórico al Comandante Juan Almeida en el teatro Heredia. Santiago de Cuba 2009 Relieve escultórico a Camilo Cienfuegos en el Ministerio de la Informática y las Comunicaciones en la Plaza de la Revolución. La Habana 1993 Relieve escultórico al Che Guevara en la pared del Ministerio del Interior en la Plaza de la Revolución. La Habana 1992 Monumento a los Hermanos Saiz frente a la Universidad de Pinar del Río 1991 Monumento a los Hermanos Martínez Tamayo. La Habana 1990 Monumento a Carlos Manuel de Céspedes. Bayamo 1989 Monumento a Frank País. Santiago de Cuba /

Mural en maderas preciosas en el hotel Villa Cocal. Holguín / Mural con la figura del Che Guevara en la fachada de la Escuela de Trabajadores Sociales. Holguín / Mural cerámico en el centro recreativo Guajaibón, La Habana / Guerrillero Heroico en el vestíbulo de la embajada cubana en Canadá / El Vuelo de la Estrella II en la Embajada cubana en Suecia /

OBRA GRÁFICA: 2005 Portada de Disco Forces at Work de Michael Dillon 2007 Ilustración para el libro Desde la Soledad y la Esperanza de la Editorial Capitán San Luis 2008 Diseño de cubierta de la revista Honda, de la Sociedad Cultural José Martí No.23/2008 2009 Portada de Disco Death in the Air de Michael Dillon 2010 Ilustración para el libro Carrusel de Cuentos II de la Editorial Capitán San Luis 2012 Diseño de cubierta de la revista Honda, de la Sociedad Cultural José Martí No.36/2012 /

PREMIOS Y DISTINCIONES: 1972 Premio en el II Salón Nacional de Artistas Jóvenes 1973 Mención en el Concurso “26 de Julio” 1976 Premio en elConcurso “17 de Abril” 1985 Premio Caracol de la UNEAC como diseñador escenográfico 1992 Escudo de la Ciudad de Pinar del Río 1993 Premio Abril 1994 Aldabón de la Periquera 1994 Réplica del Machete de Máximo Gómez 2001 Hacha de Holguín 2003 Condición de Hijo Destacado de la Ciudad de Holguín / Escudo de la Ciudad de Holguín 2005 Distinción Electa Arenalpor la obra de toda una vida 2012 Placa de la Universidad de Pinar del Río “Hermanos Saiz Montes de Oca” 2013 Medalla Hazaña Laboralotorgada por el Consejo de Estado de la República de Cuba / Reconocimiento La Utilidad de la Virtud otorgada por la Sociedad Cultural José Martí /

La luminosidad de las islas del Caribe y las Antillas no tiene comparación, es excepcional. Los paisajes de estas tierras están gestados por la luz y todas las demás maravillas de la geografía: verdes ríos, montañas, costas y playas poseen esa aura incomparable gracias a la luz.

Los artistas, como es natural, no podían quedar sustraídos a esa imantación. El arte cubano ha dado numerosas muestras de la capacidad de apropiación del fenómeno luminoso en transparencias, fuerza cromática y otras expresiones del tratamiento de la luz en las obras plásticas. Los artistas han intentado en sus lienzos realizar la misma operación que la luz de estas latitudes realiza con los paisajes naturales.

Los cuadros de esta muestra de Enrique Ávila nos sitúan de hecho en una perspectiva de particular tratamiento de la luminosidad caribeña. ¿Son paisajes submarinos o son cuadros de un raro abstraccionismo?

Creo que da igual o, lo que es lo mismo, me parece poco importante esa precisión. Lo que vale aquí, en esta muestra es admirar la técnica del artista que ha propiciado el disponer de un estilo temático muy personal, en el que la capacidad de abstracción se combina con intervenciones mínimas de figurativismo para ofrecer un resultado de notable riqueza visual. Uno puede suponer que observa fondos marinos, corales, esponjas, rocas o puede sustraerse a la autosugestión en la que cabe cualquier suposición.

Tal efecto de posibilidades de “lectura” de sus cuadros ha propiciado que el creador dedique algunos a criticar la guerra, el terrorismo y la agresión al medio ambiente, dotando de una carga humanista a una zona de su producción plástica. Cito, a propósito, otro texto sobre su obra de Gilberto González Seik:

“Esa experiencia enriquecedora la encontramos en esos extraños paisajes que van más allá de las apariencias. ¿Serán, pues, extraños mundos submarinos o estructuras que van siendo desvastadas por fuerzas ciegas e incontrolables? Yo diría, más bien, que son advertencias, anuncios de una posible catástrofe que solo la sensatez del hombre puede detener. Mundo en estado de desintegración, materias que como el plástico se transmutan por la acción del fuego; estructuras que se descomponen y se dilatan asumiendo extrañas composiciones, es decir, una realidad metamorfoseada por otra realidad”.

Quizás el poeta Pablo Armando Fernández, su coterráneo haya expresado en una frase-verso, lo que él considera representa la obra de Enrique Ávila: “Eres el verdadero rostro de la luz”. Y es que una sui géneris inspiración poética ha conducido al creador a gestar estos cuadros, que hoy podemos disfrutar. Un universo donde se mueven, pendularmente, la paz de los fondos marinos y las explosiones del color. (…)

Policromía, pluralidad sígnica, diversidad dentro de la coherencia, son rasgos apreciables en la exposición.

Estos aparentes jardines marinos, extraños, pero atractivos, floridos como la vegetación subacuática, habitan en la imaginación del artista y se nos regalan como una ofrenda visual. Es a nosotros a quienes nos corresponde comunicarnos con ellos y reconocer, junto a Enrique Ávila estas explosiones del color y de la luz.

Fragmentos de Texturas de Luz de Rafael Acosta de Arriba